Me acompañan en este deambular:

sábado, 4 de abril de 2009

Qué lejos quedaba la sonrisa


De sentimiento a sentimiento
como dardos impregnados de veneno
volaban sin descanso los insultos
intentando derribar las murallas del contrario.
De pronto, en parábola perfecta,
le llegó el primero. Sobre un ojo.

Fue el que abrió una grieta en sus defensas
y vistió de luto riguroso su arrebato.

Bastardos de los celos y la ira,
implacables cirujanos de su arrojo,
fueron cayendo uno tras otro,
hasta extirpar poco a poco su entereza
y barrenar la fuerza de su instinto.

Entre borrascas de alcohol,
disculpas mendigadas y perdones concedidos,
hubo tantas tormentas cada año
y eclipsaron el sol a tantos días,
que su miseria acabó acostumbrándose
a un cruento genocidio de promesas,
a esconder el temor en su mirada,
al estruendo del puño en pleno rostro,
al eléctrico escozor de la piel tras cada cintarazo
o al lúgubre crujido del zapato contra el hueso.
Sólo el pavor a las irascibles consecuencias
y la sumisa moral educativa
inseminada en colegios religiosos,
lograron que no aireara al mundo
el amargo dolor de su fracaso
y aprendiera a arrebujarse en su defensa
intentando que los golpes dejaran menos marca,
sin encontrar jamás una válvula de escape.

Qué lejos quedaba la sonrisa
de aquella fotografía donde vestía de blanco
y cuánto odiaba ahora aquel momento.

La felicidad es una utopía inalcanzable,
se repetía día tras día,
olvidando en su ceguera que el horizonte
no acababa en el umbral de su puerta
y que sólo un paso más allá
hay siempre un tren esperando
con parada obligada en la estación Esperanza.

Y cuando quiso reaccionar ya fue tarde,
llevaba asimilado hasta la médula
el mordisco de la muerte en cada golpe,
el espanto de los lirios en el rostro,
el pavor atravesando las pestañas,
y la sangre gritando a borbotones
su cálido y húmedo escalofrío
por los huecos de veinte cuchilladas.

Ni siquiera alcanzó a oír
el seco sonido de la muerte
al golpear la acera con su rostro.

© A.U.C. ~ Octubre 2008

36 comentarios:

Carolina dijo...

Profundo texto, con un desgarrador final. Nada diferente a la realidad...

Buena descripción de lo que vive una persona maltratada.

Un abrazo

Emilio dijo...

Tremendo texto, Antonio, aunque tantas veces real, por desgracia.

un NO muy grande a la violencia de género, y por extensión a cualquier tipo de violencia.

Un abrazo.

Vulture dijo...

"Qué lejos quedaba la sonrisa
de aquella fotografía donde vestía de blanco
y cuánto odiaba ahora aquel momento", una forma brillante de reelizar una retrospectiva....un saludo

Alodia dijo...

Es intenso y aterrador al mismor tiempo. Una realidad que tenemos muy cerca, aunque no sepamos verla. Abrazos.

M. Angel dijo...

Antonio, tremendo y real tu texto, que por desgracia perdura en nuestros tiempos.

Saludos.

azpeitia dijo...

Estremecedor relato, que me deja con los brazos inermes sin fuerza para responder a tamaña brutalidad...¿donde está el origen de esta terrible lacra social?...La castración y la amputación de la mano derecha si fuera diestro...un abrazo de azpeitia

Jorge Martin dijo...

intenso texto, es una pena que todas estas cosas que relatas en realidad formen desgraciadamnte parte de la vida diaria. nos leemos

Juan Sencillo Sencillo dijo...

es un poema extraordinario, de los que duelen de verdad. Un abrazo, Silvia.

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Qué cotidiano se está volviendo este paisaje, Antonio, desgraciadamente...

Un abrazo grande
Marian

lys dijo...

Y pensar que todo empezó compartiendo un amor, muchas ilusiones y proyectos... Por lo que he oído algunos eran ya un desastre anunciado, pro no se le dio atención a las señales. Sin embargo otros no.

Has echo un retrato magnífico, y con tanta maestría que ha sido un placer leerte

Zarela dijo...

Si amigo mio, asi es como se vive, pero lo que se siente es aun peor. Te felicito por este poema denuncia. Cariños para ti.

calor de julio dijo...

Si tuviera que hablar no podría,
te escribo con lágrimas, "por ellas"
por tu sensibilidad y por esas madres que fueron "golpeadas"
en lo más profundo del alma.
Cuando tienes un hijo en las entrañas con ansias de darle vida ¡ no puedes pensar !
que un día te quitará ( directa o indirectamente )la tuya.
Me pongo de pie y aplaudo con mi corazón tu repulsa.Un abrazo, de mujer

Sara dijo...

Es impresionante!!!!trasmites esa realidad con puro sentimiento, sentimiento que es obligatorio sentir, aunque sea por un momento, a través de tus letras para parar ya, toda esta sin razón.
Preciosa entrada, te felicito
Un abrazote

ade dijo...

- Desgraciadamente los casos de maltrato son más de los que creemos. Muy bien narrado, excelente texto. Un abrazo. Ade

martin dijo...

hola como estas hey que buen blog eh , me gusta tu forma de expresar y la fluidez del sentir por medio de la palabra .... saludos fraternos bye ..

Lisola dijo...

Palabra exacta para una realidad tremenda...

Enhorabuena y un saludo afectuoso.

Lisola.

LuNegra dijo...

llevamos más de 20 siglos debajo de la mirada inquisidora del enemigo, donde siempre han habido palizas, vejaciones, y infravaloraciones por parte de ellos y muchas veces consiguen que se piense que la culpa siempre es del otro.

Nunca he podido comprender qué es lo que lleva al otro a ser un maltratador, físico o psíquico, hacia la persona que supuestamente se quiere.

Si es querer es así no lo quiero, aprenderé a quererme a mí misma primero y así podré querer más y mejor a los demás.

Que tengas un buen día.

;-)

Zarela dijo...

Te entrego con cariño el PREMIO BLOG AMIGO, por tu cercanía, sinceridad y constancia.(recógelo)

También te entrego el PREMIO DESAFÍO por tu superación constante, tu búsqueda de nuevos retos e incansable aprendizaje.(recógelo).

El primer premio requiere mencionar al emisor y lo entregas cuando y a quien tu quieras elegir,comunicándoselo.

El segundo premio, requiere mencionar al emisor.Escribir 8 sueños y elegir a 8 personas merecedoras y comunicárselo.

Amigo poeta, gracias por escribir tan bello

Mayte dijo...

Hay momentos de olvido...sin amor...que estremecen y estrujan las almas oscuras que llevamos dentro.

Crudas palabras...envueltas en poesía.

Bikos.

Rosario dijo...

Hermoso texto, aunque por desgracia tan amenudo en nuestros dias.
Precioso blog, un placer leerte.
Un besito Rosario

Soledad Sánchez M. dijo...

Un poema brutal, en el que has descrito divinamente unos sentimientos, por desgracia, muy actuales.

Un beso.

Soledad.

lys dijo...

Abrí tu puerta y no quiero cerrarla en silencio sin dejarte un hola y un beso.

eli dijo...

Una descripción perfecta y desgarradora de una realidad cada vez mayor....el maltrato, de todo tipo....da igual.....es maltrato al fin....
me ha gustado muchísimo porque no le quitas nada ....lamentablemente...
existe en nuestra sociedad.
Un abrazo!!!!!!

loreazaharra dijo...

yo me quedo con Y QUE SOLO UN PASO MÁS ALLÁ HAY SIEMPRE UN TREN ESPERANDO CON PARADA OBLIGADA EN LA ESTACION ESPERANZA espero que muchas mujeres que estan pasando por acontecimientos tan graves corran a la estación y nunca dejen escapar ese tren porque la solución es pero vete de una vez , marchate.

SoniCamalea dijo...

me ha gustado muchisimo leerte, cuanta verdad en tus palabras.
te sonrio ser maravilloso y especial al otro lado de mi pantalla

loreazaharra dijo...

la pobre nagore laffage nunca llego a la estación esperanza, hoy ha sido el juicio y el jurado ha dicho que una mujer de 20 años destrozada la cara por los golpes agarrada por el cuello hasta la muerte no merece su muerte ser considerada como un asesinato si no que es un homicidio, asi que muy pronto lo veremos a él salir de la cárcel asi como si solo fuera un error

Jorge Torres Daudet dijo...

Más despacio me he acercado nuevamente a leer tus poemas que me han encantado.
Un abrazo.

XIOO^^ dijo...

Muy buenas! estaba buscando algún blog interesante para tener la sensación de que en estas horas de insomnio estoy haciendo algo productivo y silencioso (no puedes llegar a imaginarte las locuras que puedo llegar a hacer en momentos como este...).El caso es que no creo que tengas razón en lo has escrito en tu perfil, no creo que te miren con buenos ojos ni que exageren aquellos que te quieren.
A mi parecer transmites mucha fuerza, mucha rabia, mucho amor... dependiendo de la temática que trates pero con una sensibilidad increíble; has conseguido emocionarme, especialmente con esta última publicación que he leído que me ha hecho recordar la frase siguiente: "¡cómo me duele este mundo!"
Enhorabuena por tu talento y gracias por ponerlo a nuestra disposición.

Eloradana dijo...

Cada día que se de un caso igual o parecido, me siento impotente, no se donde puede llegar el ser humano, como puede dañar algo que amo, digo amo porque cuando se daña así ya no amas a esa persona, solo me queda por mi parte, si veo algo así denunciarlo y educar a mi hija para que sepa distinguir el día de mañana que el amor no es violencia y esperar con mucho miedo a veces que nadie así se cruce en su camino, porque en el mío una vez se cruzaron pero me di cuenta antes casi de comenzar esa historia y me siento orgullosa de haberme percatado de lo que hubiera sido mi vida, el mayor de los infiernos.

Gracias por tu escrito es duro, real pero con un fondo increíble, cada palabra se clava en la mente y en el alma, mis felicitaciones.

Saludos cordiales,

Eloradana

juan nunez ( les droits de l'homme ) dijo...

Es duro contar la realidad pero necesario,para aprender un poquito de lo tanto que ocurre,hoy en día.esos besugosal primer vistazo parecen normal,ha yudan un ciego a cruzar la calle y por tanto,tienen la conciencia negra.junto igual mente mi poesía a este comentario así mas verdades.

gracias igual mente por seguir mi blog.

Saludos,cordiales

No le tires la piedra




Para de ensoñar sin luz.

La mujer tan bien arrastra cruz.

Cambia tu pobre existencia.

Sin negror en tu conciencia.

No le tires la piedra.

No le pongas cuño

No cierres los puños.




Tal vez no la claves tanto.

Y escucha sus oraciones.

Porque los que limpian llanto.

Son los mismos maricones.

Pollo so, cobarde.

Levantar la mano.

Eso no es humano.




Te crees todo permitido.

Olvidando cuerpo y alma.

Quieres castigar la dama.

He!!!de que padre tu as nacido.

Mira si tu crees.

Que te miento hoy.

Me callo y me voy.




Tu que querías ser santo.

santo! tu, que rezarías.

Porque cantando y rezando..

Tu implorando pegarías.

No le insultes mas.

Tu santo sin luz.

Llevarás la cruz




No le grites, hombre Malo!!.

No le digas burlerías.

Porque tu mierdic regalo.

Tendrás que tragarte un día

Mañana veras.

Sin voz y raencón.

Pedirás perdón.




Pero no creas que es permitido.

Vender leche de otro pecho.

Y aprovechar sin provecho.

La parte que no as querido.

No es la mujer que te a cumplido, y es ella la que tu has herido.

Respecta la y ves .

Rompere la cruz,

Si enciendes la luz...

Ella es mas que tu. Texto de Juan Nuñez

Carmela dijo...

Sobrecogedor poema.
Compenetrado con la realidad de tantas mujeres que terminan " naturalizando" el dolor, las humillaciones , conviviendo con la violencia y tal vez esperando : la muerte.
Una denuncia al maltrato de género a través del arte poético.
Doloroso pero real.
Muy bueno!!

Anónimo dijo...

hoy en el 2010 he visto este poema del maltrato ...te digo sácalo de ahí y exhíbelo más pues mira a lo que ha llegado el dolor y la violencia.....es bueno que lo vean más lectores...Usualmente en américa la violencia viene del licor y la pobreza...y no tinen ellos la posibilidad de leer un blog, especialmente porque no disfrutan de la señal de INTERNET porque es cara, ni disponen de una computadora.

Francisco Vila Fuentes dijo...

Querido Antonio no hay mejor forma de describir lo más profundo del absurdo, del absurdo del ser humano, del absurdo que justifica la mayor parte de las reacciones absurdas que ocurren en este pequeño planeta. Estaba leyendo tus poemas y te acabo de descubrir en nuestras coincidencias. ¡Enhorabuena por tus versos!
Un saludo.

montse rodriguez dijo...

Cuando algunas nos libramos de golpear la acera con el rostro y leemos el trágico final...
Bueno, sin palabras.

Wenceslao Mohedas Ramos dijo...

Buenos días, mi estimado amigo Antonio Urdiales; acabo de darme un paseo virtual por tu bello blog del que, como habrás comprobado, soy seguidor como tú del mío. El blog me ha gustado mucho por el buen nivel literario de sus poemas..., que seguiré leyendo. Me he detenido en este bello y desgarrador poema cuyo tema también trato yo en mi poema "La vil violencia de género", que podrás apreciar en mi blog
(http//wenceslaomohedas.blogspot.com/) Tu poema me ha encantado por lo bellamente que narras ese feo acto del maltrato de la mujer por parte de esa bestia disfrazada de hombre, la "bête humaine" de Émile Zola; aunque insultamos a la bestia comparándola con este ser con figura de hombre...
Seguiré, como seguidor tuyo, leyendo tus versos de cuando en cuando, en tiempos muertos.
Saludos cordiales y amistosos de este extremeño de la diáspora

Wenceslao Mohedas Ramos
Jaraicejo (Cáceres)/ Barcelona

Lola dijo...

Hola Antonio, me he quedado impresionada con tu escrito, y es que el tema de la violencia de género es cada día mas penosa, aunque no veo yo que haya solución, pero no pierdo la esperanza de que cambien las leyes. Gracias por traerme hasta tu escrito. Un abrazo.