Me acompañan en este deambular:

sábado, 1 de septiembre de 2012

Es posible







Es posible, tal vez,

que la paciencia, como el agua,

se me escape a canales entre los dedos,

que los himnos de libertad me latan en las sienes,

que ya no soporte el brutal desenfreno de los mercados

ni la estulticia insuperable

de los amputadores de ilusiones que nos gobiernan

y de la casta acomodada que los sostiene,

que mi corazón grite basta con cada latido

y la razón me diga que ya está bien,

que no espere más

porque la hora, amigos, es ahora.

 

Es posible, también,

que los que se confiesan adeptos del "no sabe / no contesta"

sean sólo mentirosos compulsivos

y que los cantos de sirenas de los telediarios

atraigan las naves, de los Ulises acomodados, a su escollera,

pero yo oigo los gritos de las tumbas

que les abren cada día

a los sueños derrotados por el paro,

o el llanto desolado de las escuelas torturadas

por la sierra inquisitorial de un decreto ignominioso y elitista,

o el desgarrador grito de una sanidad mutilada

por el bisturí caprichoso y delincuente

de una casta política corrompida hasta la médula,

pero también oigo,

en contraposición a la indignada indignación de otros,

el silencio cómplice y cobarde

de unos jóvenes que amortajan su futuro

atrincherados en la resaca de unos botellones

que agostan su incipiente primavera,

sin pensar que entretanto

bucaneros impecablemente vestidos de Armani

les roban el horizonte a sus miradas.

 

Es posible, quizás,

que todo esto sean sólo elucubraciones

de este loco alfarero de versos,

de este inadaptado antisistema

pero de lo que no existe duda alguna

es de que éste también es un poema de amor

que no es capaz de olvidar

las mañanas conquistadas con esfuerzo

a la negra noche enloquecida,

y hoy deberíamos saber que

o alguien se sube a la locomotora

y pone este puñetero tren en marcha

en busca de nuevos amaneceres

donde recolectar el néctar de los sueños

o el andén se nos acabará llenando, sin remedio,

de famélicos muertos de hambre.

 

© ~ Antonio Urdiales ~ 2012

33 comentarios:

El Gaucho Santillán dijo...

Buena denuncia.

El tema es tener, ademas, una escopeta a mano.

Un abrazo.

Rosa Mª dijo...

Es un verdadero placer leer sus letras. ¡Cuánta verdad hay en ella, cuánta desesperanza que desespera!; pero sí, amor por la vida, amor por que algún día todo esto sea reliquia.
Abrazos. Rosa.

Gracita dijo...

Bom dia Antônio. É uma honra vir aqui e ser brindada com tão belos versos. É prazer ler seu poemas fabulosos. Um dia radiante pra ti. Um abraço afetuoso
Gracita

Maria Dolors dijo...

Fantástico poema..es posible, tal vez
que la paciencia como el agua se me escape a canales entre los dedos...
que bellas palabras. Y que grandes verdades....
Un abrazo.

Beatriz dijo...


Hermosa palabras de denuncia-
Por eso los poderosos le han temido siempre a la poesía. Porque la fuerza de la belleza es superior a la furia del poder.
Claro que es posible debilitar la prepotencia con la palabra y "ellos" lo saben.No en vano siempre la han perseguido.

Un placer Antonio

Laura dijo...

Buenas noches Antonio, he hecho una paradita en este blog de poesía "denuncia", por lo que he leído en esta entrada.

Me gusta este tono poético para retratar una sociedad abocada al fracaso, una democracia en crisis y un sistema que no funciona como se pretendió. Tus versos se entienden perfectamente y no he necesitado de reflexión posterior como en otros casos me ocurre con la poesía.

Gracias por visitar uno de mis blogs (el otro es de ...¡¡bocetos!!) y me quedaré por aquí para seguir tu evolución dialéctica en acordes de verso.

Un abrazo de Laura.

Teyalmendras dijo...

Pasaron los días y estuve ausente pero vuelvo renovado de estas vacaciones, con ganas de leer y comentar… con ganas de compartir esa magia que atesoran las palabras.

Besos almendrados ;)

Rosana Martí dijo...

Unas certeras palabras, un grito al cual me sumo.

Un abrazo enorme.

Teyalmendras dijo...

Pasaron los días y estuve ausente pero vuelvo renovado de estas vacaciones, con ganas de leer y comentar… con ganas de compartir esa magia que atesoran las palabras.

Besos almendrados ;)

40añera dijo...

Me encanta esta protesta versada
Un placer

mariarosa dijo...

Fuerte tu decir. Fuerte como lo es el momento que muchos pueblos están viviendo. Estoy lejos de España y tu poema me ha resultado claro de lo que se vive en mi país.


mariarosa

Yashira dijo...

Tremendo poema, lleno de denuncia y a la vez de esperanza, es triste cómo bien dices, que los jóvenes ahoguen su futuro en las litronas, espero que sean conscientes de que de ellos dependen los próximos años y la evolución de nuestro pais.

Besos Antonio, creo que me quedaré por aquí.

NVBallesteros dijo...

Gracias por tu presencia en mi blog...somos tocayos de apellido

Arturo dijo...

Antonio:
Al ver plazas llenas de gentes, se me ocurrió la idea de la manada de ganado.
Comenzarán las proclamas, vacías de acción verdadera; todo terminará en gritar consignas de queja; hasta que, ya cansados del trajín, retornarán a sus hogares satisfechos por el número alcanzado.
Es probable que ese número crezca hasta un punto crítico. En ese momento, cual manada fuera de control, podrían arrasar con todo lo que opusiera a su paso: bancos, reparticiones oficiales, sedes de empresas. Descargada la furia, volverían a su corral, o potrero de engorde y cría.
En 2001 se dio ese fenómeno en la Argentina: nada cambió después. El "que se vayan todos" devino en un "nos quedamos todos".
La protesta, sin propuesta, está condenada al fracaso. La concentración impúdica de riqueza y de poder, con la protección de un Estado adicto, que solo defiende los derechos de unos pocos, no cumple su declamada función.
La izquierda tradicional, comunistas y socialistas, creen reemplazar la codicia y la eficiencia inhumana del capitalismo por la corrupción e indolencia de los regímenes totalitarios. Se sabe que hay muchas opciones a estos sistemas descriptos; todas ellas resultan ser tan variadas como el vocablo libertad puede imaginar. Será cuestión de imaginar. Y luego, actuar.

Marisabel dijo...

Hola Antonio, estoy visitando tu blog por primera vez y sin duda, que será la primera vez de muchas veces, porque hasta este momento me han llamado mucho la atención todas las cosas que estoy leyendo, así que volveré porque quiero descubrir poco a poco lo que expresas en cada uno de tus versos.
Un saludo.
Marisabel

mientrasleo dijo...

Hace no mucho defendía en mi esacio el uso de la poesía para denunciar o contar historia. Parece que si hablan de este género la gente tiende a pensar siempre en romanticismo dejando de lado una gran parte de la creación literaria.
Hoy he hallado aquí un magnífico ejemplo.
Una gran creación.
Besos

Norma Ruiz dijo...

Antonio:
gracias por dejar tu comentario en mi blogs.
¡Bienvenido amigo, es un placer contar contigo¡
Lamentablemente y aunque nos pese, es una realidad que avanza desenfrenadamente y a su paso destruye, viola la leyes y la dignidad humana.
Es una guerra frìa, cruel y despiadada, bien lo dices en tu denuncia y a la vez sùplica.
abrazos

Valentin dijo...

http://visitas-gratis-en-tu-blog.blogspot.com.es/

Este blog vuelve a estar activo , visitenos para conocer otros blogs y dejar conocer tu blog . Gracias!!!


La Abuela dijo...

totalmente de acuerdo con tus palabras ,buenísima reflexión de la situación de este País.

ABRAZO SOLIDARIO... Creo que lo compartiré con algunos amigos

LuNegra dijo...

Me alegro de la fuerza de tu vuelta.

Saludos.

ALBORADA dijo...

Te leo y leo ese dolor de pueblo, la rebeldía ante la injusticia y la mentira y tu declaración de palabras hecha poesía es un grito contundente en tus tiempos.

Gracias Antonio por visitarme.

Saludos muchos

ALBORADA dijo...

Te leo y leo ese dolor de pueblo, la rebeldía ante la injusticia y la mentira y tu declaración de palabras hecha poesía es un grito contundente en tus tiempos.

Gracias Antonio por visitarme.

Saludos muchos

Andrés dijo...

Amigo, es bueno leer este tipo de poesía en los tiempos que corren, poesía de combate, combate que ha de corresponder a las nuevas circunstancias. El futuro es de los jóvenes y a ellos, en primer lugar, corresponde enarbolar banderas, pero por sobre todas las cosas, ideas. Hay que tener cuidado con las consignas vacías y obsoletas, son necesarias, como dice Arturo, propuestas concretas, alternativas. Bueno sobre esto se podría uno extender, quizá demasiado. Me quedo con el poema, la denuncia es algo y poeticamente, es además bella. Un abrazo.

Humberto Dib dijo...

Hola, Antonio, muchos amigos en común me trajeron hasta aquí, me gustó tu blog, con tu permiso me anoto como seguidor.
Un abrazo.
HD

Magia da Inês dijo...

彡♡` Olá, amigo!

Seu poema é um grito de indignação.

Bom fim de semana!
Beijinhos.
Brasil ♡彡.
¸.•°`♥✿⊱╮

Ceciely dijo...

Saludos Antonio...Me gusta mucho la poesía protesta y tu amigo, izas tu rojo verbo para denunciar y verter tu ira...comparto contigo tu manifiesto de inconformidad al sistema. Es un gusto venir a visitarte y contagiarme de tus emociones.
abrazos cordiales

María dijo...

Regreso como el Guadiana... intermitente y sereno... y vengo a buscar la caricia magnífica de tu palabra.
Has hecho un retrato perfecto del tiempo en que estamos inmersos, entre las costuras de tu poema.
Es un placer reencontrarme contigo, siempre.
Un abrazo grande, Antonio.

Pilar dijo...

Antonio: me gusta la poesía cargada de protesta, describe claramente la situación que estamos viviendo, pena da ver como perdemos todo lo conquistado a base de lucha.No se cuanta paciencia nos queda, pero seguro que si siguen apretando tuercas al final se trasroscaran.
Un placer leerte. Saludos.

helen ps dijo...

Tudo é possível. Até acreditar numa nova humanidade e num futuro melhor.

Abraços.


PAZ e LUZ

Ángela dijo...

Los mandatos no deberían ser de cuatro años, deberían ser renovables por seis meses, como los contratos de trabajo de los pobres currantes. Otro gallo cantaría. Ahora no nos queda más que muchos días de pataleta ante tanto abuso, que durarán hasta que se acabe el mandato, y luego a ver si el nuevo perro es el mismo, pero con diferente collar.
Pero en fin, que tu poema me parece un grito inteligente, y que tienes más razón que un santo. Y aparte de todas esas vainas, el poema es precioso.

Julie dijo...

Un gran poema. Me sumo a él.

Las Gemelas del Sur dijo...

Con que contundente delicadeza has contado la Historia. Me subo a esa locomotora que entre todos podemos poner en marcha.

Saludos

Loli Salvador dijo...

Antonio, he leído tu sincera protesta y estoy totalmente de acuerdo. Cuando se agitan las aguas aparecen versos como los tuyos. Espero que pronto se dibuje otro ideal en el horizonte y se pueda escribir algo más halagüeño, hoy no es posible hablar de esos logros que nos hagan sentir orgullosos.
Que tengas un feliz domingo